Tal día como hoy...

23 de enero

Grace no amaba a Rainiero, el amor llegó mas tarde con el nacimiento de la princesa Carolina.


Grace no amaba a Rainiero, el amor llegó mas tarde con el nacimiento, en la fecha, de la princesa Carolina, su primer hijo, entonces fue cuando se puede decir que Gracia Patricia de Mónaco se convirtió en una autentica regente en el bello rincón del Mediterráneo. Posteriormente nacerían Alberto y Estefanía.

Derrocamiento y exilio en España del dictador venezolano Pérez Jiménez.


Derrocamiento y exilio en España del dictador venezolano Andrés Pérez Jiménez. Es depuesto por un levantamiento militar apoyado por un sector del ejército; será sustituido por una junta de gobierno.

Esta pieza también aparece en ... FRANCO Y FRANQUISMO EN ESPAÑA (1936-1975) • VENEZUELA

Unos pistoleros de extrema derecha acaban con la vida del estudiante Antonio Ruíz.


En una manifestación pro amnistía en Madrid, unos pistoleros de extrema derecha acaban con la vida del estudiante Antonio Ruiz.

Esta pieza también aparece en ... JUAN CARLOS I (Rey de España) (1975-2014) • MADRID (Ciudad)

Suarez decide integrar a España en la OTAN.


Acosado tanto dentro como fuera de su partido, Suárez toma una decisión de gran importancia para la política española. Envuelto en un cierto halo de secretismo, decide integrar a España en la OTAN, tal y como lo comunica el 23 de enero de 1981 al diputado Javier Rupérez y al ministro de Asuntos Exteriores belga Leo Tindemans, tras haber informado al Rey, al Vicepresidente Gutiérrez Mellado y al Ministro de Exteriores.

Fallece en Figueres el pintor surrealista Salvador DALÍ.


Fallece a los 84 años de edad, en Figueres el pintor surrealista Salvador DALÍ, oyendo su disco favorito —Tristán e Isolda, de Richard Wagner—. Es enterrado en la cripta de Figueras, situada en su casa-museo. Su cripta se encuentra al otro lado de la iglesia de Sant Pere, donde había sido bautizado, había recibido su primera comunión y donde descansa desde entonces; tres manzanas más allá de su casa natal. Para muchos el artista se ha agotado pronto y ha dejado paso al personaje, sobrado de cualidades para mantener su oneroso ritmo de vida. Su periplo vital fue, en definitiva, una libre persecución de sí mismo. Dalí lo dejaría escrito a su peculiar y egocéntrica manera: «A los tres años quería ser cocinero. A los cinco quería ser Napoleón. Mi ambición no ha hecho más que crecer y ahora es la de llegar a ser Salvador Dalí y nada más. Por otra parte, esto es muy difícil, ya que, a medida que me acerco a Salvador Dalí, él se aleja de mí».

Atentado contra el presidente del PP de Guipúzcoa, Gregorio Ordóñez.


La decisión de atentar contra dirigentes de los partidos políticos constitucionalistas fue adoptada por ETA tras una discusión interna celebrada en 1994. La plasmación inicial de este acuerdo han sido los atentados contra el presidente del PP de Guipúzcoa, Gregorio Ordóñez, el 23 de enero de 1995. ETA presentará la decisión como una respuesta al pacto de Ajuria Enea «y a otros pactos contra los abertzales». Cree que con estos atentados logrará sacar «el conflicto armado» de «los parámetros Guardia Civil-gudaris de ETA» al atacar a «los responsables políticos que eran encargados y participantes del conflicto». «El objetivo: acabar con la impunidad para provocar la opresión de Euskal Herria bajo la protección de los partidos políticos». A partir de este momento -hasta junio de 2005-, ETA cometerá otros 72 atentados contra adversarios ideológicos, en su mayor parte miembros del PP y del PSOE, que han causado la muerte a 30 personas. Por su parte, los grupos de violencia callejera desde 1993 -hasta junio 2005- perpetrarán en el País Vasco y Navarra casi 900 ataques sectarios, es decir, dirigidos contra adversarios políticos de los terroristas. Serán atacadas las sedes de los partidos democráticos, agredidos sus militantes, incendiados sus domicilios o propiedades e, incluso, los de sus familiares.

ETA termina aceptando los atentados contra los partidos de ámbito nacional a excepción del PNV


La discusión que da lugar al acuerdo de matar a cargos públicos de los partidos constitucionalistas, por lo que se sabe, ha sido un proceso largo. Algunos de los documentos correspondientes a esta discusión aparecieron publicados en el Barne Buletina (boletín interno) número 67 de julio de 1993. Precisamente, uno de esos documentos defiende la idea de atentar contra cargos públicos del PSOE, del PP y del PNV (en este orden), dando una explicación que sería asumida por el conjunto de la organización terrorista: «El día que un tío del PSOE, PP, PNV va al funeral de un txakurra y se le llena la boca de palabras de condena y lágrimas de cocodrilo, no ve en peligro su situación personal… Pero el día que vayan a un funeral de un compañero de partido, cuando vuelvan a casa quizás piensen que es hora de encontrar soluciones o quizás le toque estar en el lugar que estaba el otro (o sea en caja de pino y con los pies por delante)». Al final del debate, ETA termina aceptando los atentados contra los partidos de ámbito nacional, pero no los dirigidos contra el PNV, aunque intentara asesinar a Juan María Atutxa.

ETA empieza los asesinatos de dirigentes constitucionalistas.


La elección de los dirigentes del PP como objetivos iniciales, probablemente, tenía más que ver con la capacidad de asimilación de los crímenes por parte de la base social de ETA. Cada vez que la banda ha iniciado ataques contra un colectivo nuevo (ertzainas, jueces o periodistas, por ejemplo) ha necesitado hacer un esfuerzo previo para conseguir que los votantes de HB interiorizasen y comprendiesen los nuevos asesinatos, a fin de evitar pérdida de apoyos. Y para ello presentaron el asesinato del dirigente del PP como una continuación del atentado contra el almirante Carrero. Para ir mentalizando a sus militantes, ETA empezó los asesinatos de dirigentes constitucionalistas por el PP porque atentar contra socialistas hubiera sido de más difícil comprensión en aquel momento entre sus seguidores.

El día en que cumple 42 años, la princesa Carolina de Mónaco se convierte en la esposa de Ernesto de Hannóver.


El día en que cumple 42 años, la princesa Carolina de Mónaco se convierte en la esposa de Ernesto de Hannóver y princesa de esa real casa alemana, tras la celebración de una ceremonia civil que tiene lugar en la intimidad del palacio Grimaldi. El príncipe Rainiero confirma la tercera boda de su hija mayor en un escueto comunicado oficial que permite constatar la ausencia de la princesa Estefanía, hermana de la novia, así como la sola presencia de los dos hijos del novio como representantes de los Hannóver. El tercer enlace de Carolina es el más discreto de los que ha protagonizado, pese a que el novio es el de mayor rango entre sus maridos. En esta ocasión sólo hay en la plaza del palacio Grimaldi un centenar de periodistas apuntando con sus cámaras a unos balcones que permanecen cerrados. La estricta intimidad marca un enlace que, según algunas fuentes, se ha precipitado por el estado de buena esperanza de la princesa, quien ya acudió embarazada a su boda con Casiraghi.