FRISIA / FRISONES

Total de piezas: 27

Los germanos provenientes del norte, se establecen en las costas del Mar del Norte y del Mar Báltico.


Los germanos provenientes del norte, se establecen en las costas del Mar del Norte y del Mar Báltico en territorios que hoy forman parte de Países Bajos y Alemania, los «frisones», de raza germánica que han dejado en la actual provincia de Friesland (Frisia) restos de necrópolis megalíticas conocidas como «hunebeden», barcos, armas y utensilios muy antiguos y una lengua original, el frisón, que se asemeja más al inglés que al alemán o al neerlandés, aunque las raíces sean las mismas y que ha originado luego varios dialectos.

Esta pieza también aparece en ... PAÍSES BAJOS (Prehistoria)(………… - 57 aC)

JULIO CÉSAR encuentra pronto un ínfimo pretexto para atacar a los belgas, que se desmoronan.


JULIO CÉSAR encuentra pronto un ínfimo pretexto para atacar a los belgas, que se desmoronan. Los bátavos y frisones oponen resistencia a los romanos, pero son vencidos, en la fecha, por JULIO CÉSAR cuyas tropas llegan hasta el Rin empujándolos y dispersándolos hacia el norte y hacia las desembocaduras del Rin, el Mosa y el Escalda. CÉSAR sigue imparable por toda la Normandía dirección de la Armórica en donde se han levantado los pueblos de la costa bretona, entre los que destacan los vénetos. Es éste un pueblo que con su numerosísima flota controla la navegación por toda aquella costa.

Esta pieza también aparece en ... JULIO CÉSAR (Dictador romano) • ROMA (REPÚBLICA) (509 aC - 27 aC)

Los frisones se establecen en la zona alta de los ríos y los francos ocupan la parte sur de los Países Bajos.


Los frisones se establecen definitivamente en la zona alta de los ríos y los francos, en el siglo V, ocupan ampliamente toda la parte sur del territorio actual de los Países Bajos.

Esta pieza también aparece en ... FRANCOS • PAÍSES BAJOS (De Roma a condados) (57 aC -1350 dC)

Los pueblos germánicos siguen, en sucesivas invasiones, su conquista de Gran Bretaña.


Los pueblos germánicos (anglos, frisios, sajones, jutos, etc.) siguen, en sucesivas invasiones, su conquista (de Gran Bretaña). Apenas encuentran resistencia, salvo en Cornualles, donde las tribus bretonas resistirán hasta el s. IX, y Gales, donde los grupos célticos se mantendrán hasta el s. XIII. Los jutos y suevos, procedentes de Judandia y Noroeste de Alemania, se asientan, alrededor de la fecha, en el Sudeste de Gran Bretaña y fundan el reino de Kent, poblando las islas de Wight. Los anglos, situados en el Nordeste, crean el reino de Est Anglia, formado por dos comarcas distintas, las del Norte y las del Sur, (será unificado a fines del s.VI por Redbaldo). Los sajones del Este darán origen al reino de Essex y los del Sur, al de Sussex, hacia el último tercio del s.V, en la cuenca del Támesis. Los asentamientos seguirán en el siglo VI.

No todas las regiones ocupadas por los francos se hicieron cristianas: Bélgica, Frisia…


No todas las regiones ocupadas por los francos se hicieron cristianas, ni menos todos los francos. En el mismo corazón del reino franco de aquel entonces, en la actual Bélgica y en las regiones limítrofes continuó durante mucho tiempo manteniéndose firme la religión pagana, hasta bien entrado el siglo VII. E incluso en otras, como Frisia, que todavía no habían sido plenamente conquistadas, el paganismo se mantuvo hasta bien entrado el siglo VIII. De hecho, el cristianismo masivo se iniciará en el 630 con el apoyo de los monjes celtas. (En algunas regiones, como Frisia, que todavía no han sido plenamente conquistadas, el paganismo se mantendrá hasta bien entrado el siglo VIII). Aunque de alguna manera, el cristianismo pasa a ser la religión oficial del reino de los francos, los usos y costumbres paganos pervivirán junto al cristianismo más de 200 años. La cristianización definitiva se atribuirá al monje Bonifacio, más tarde obispo, cuya vida activa se sitúa a comienzos del siglo VIII.

Clovis I, rey de los Francos, recibe el bautismo y abandona Tournai para ir a París.


En los alrededores del año 500, CLODOVEO I, rey de los Francos, recibe el bautismo y abandona Tournai para ir a París. No todas las regiones ocupadas por los francos se hacen cristianas, ni menos todos los francos. En el mismo corazón del reino franco de aquel entonces, en la actual Bélgica y en las regiones limítrofes continúa durante mucho tiempo manteniéndose firme la religión pagana, hasta bien entrado el siglo VII.

Los frisios y anglos establecen al Norte del río Humber los reinos de Northumbria y Mercia.


Los frisios y anglos establecen al Norte del río Humber los reinos de Northumbria (Unión de Bernicia y Deira) y Mercia, quedando así constituida la Heptarquía anglosajona que está constituida por lor reinos: Kent (Jutos y suevos); Est Anglia (anglos) (Comarca del norte y Comarca del sur); Essex (sajones del este); Sussex (sajones del sur); Wessex (sajones del oeste); Northumbria (frisios y anglos); Mercia (frisios y anglos) Los invasores germánicos de Britania son detenidos por un momento al ser derrotados en una batalla en el monte Badon, con lo que los britones conocen medio siglo de respiro. Ese momentáneo auge de los britones dará nacimiento a la inmortal (aunque enteramente ficticia) historia del rey Arturo y sus caballeros de la Mesa redonda, héroes de la resistencia céltica y cristiana a los invasores anglosajones y paganos que la fantasía de poetas y escritores convertirá en leyenda.

Esta pieza también aparece en ... ANGLOS  • BRITANIA (......... - 871)

El misionero anglosajón WINFRIDO (BONIFACIO) realiza una expedición misionera a Frisia. Fracaso.


El misionero anglosajón WINFRIDO -más tarde llamado BONIFACIO «aquel que hace el bien»- realiza una expedición misionera a Frisia, con el fin de convertir a los paganos del Norte de Europa predicando en su lengua, su propia lengua anglo-sajona, muy similar a la lengua frisona, pero sus esfuerzos resultan vanos a causa de la guerra que enfrenta a Carlos MARTEL y a Radbol, rey de los frisones.

Ragenfrido que quiere acabar con los pipínidas invade Austrasia y se proclama su rey.


RAGENFRIDO, mayordomo de Neustria, quien desea acabar con los pipínidas, solicita ayuda a los sajones y a los frisones para, conquistar Austrasia. La invade hasta Colonia, toma el tesoro de Pipino II y se proclama como Rey de Austrasia. Aparece en efecto a la cabeza de los ejércitos, lo que no ha sucedido con ninguno de sus predecesores desde la elevación de los mayordomos de palacio.