PABLO III excomulga a ENRIQUE VIII. John FISHER, cardenal, será decapitado. La Iglesia lo canonizará.


El Papa PABLO III sabe de la actitud de ENRIQUE VIII de Inglaterra, que al enterarse de la muerte de Clemente VII había dicho: «No me importa que papa le suceda; le haré menos caso que a un simple sacerdote de mi reino». La respuesta del Papa es hacer Cardenal a John FISHER, obispo de Rochester, prisionero de la Torre de Londres. Luego, PABLO III excomulga a ENRIQUE VIII. John FISHER será decapitado. La Iglesia lo canonizará.