PRUSIA

Total de piezas: 319

A fin de compensar la pérdida de Rusia, la intención de Alemania es mejorar las relaciones con Gran Bretaña.


A fin de compensar la pérdida de Rusia, la intención de Alemania es mejorar las relaciones con Gran Bretaña y, a ser posible, unirla a la Triple Alianza. Con esta idea GUILLERMO II visita, en la fecha, Londres. Pero no es hombre que se pare en sutilezas, y se excede en su arrogancia y vanidad para impresionar a los británicos, cuya clase dirigente siempre ha creído que le corresponde el monopolio de tales actitudes. Además Inglaterra no está dispuesta a abandonar su política aislacionista. El resultado es que se pierde Rusia antes de ganar Gran Bretaña.

Alemania decide incrementar su ejército, al sentirse un poco más aislada que antes .


Alemania decide incrementar su ejército, al sentirse un poco más aislada que antes y al plantearse la posibilidad de una guerra con dos frentes, pues puede darse el caso de que Francia y Rusia actúen ahora de común acuerdo. Ambas, al fin y al cabo, tienen motivos de enfado con Alemania. Para evitar que el aumento de efectivos militares incida demasiado negativamente en la fuerza de trabajo, CAPRIVI reduce el servicio militar de tres a dos años. El crecimiento del ejército alarma a Francia y a Rusia, que extreman sus presiones para lograr una alianza. Por otra parte, la reducción del servicio militar contraría a los militaristas alemanes, que también se enemistan con CAPRIVI.

Guillermo II, káiser alemán, obliga a dimitir a CAPRIVI. Le sustituye Hohenlohe.


A GUILLERMO II, káiser alemán, le preocupa la tendencia del canciller CAPRIVI a pensar por su cuenta, de modo que en la fecha le obliga a dimitir. Para sustituirle, GUILLERMO escoge a Chlodwig Karl Victor zu HOHENLOHE-Schillingsfurst. HOHENLOHE cuenta ya 75 años, es bondadoso y mantiene una relación amistosa con el emperador. GUILLERMO II confía en que HOHENLOHE ni soñará con oponerse a su voluntad, y desde luego no lo hará. Ocasionalmente, tratará de evitar que GUILLERMO II cometa algún disparate, pero casi siempre fracasará en su empeño.

En Gran Bretaña muchos están dispuestos a abandonar el aislamiento. Reclaman alianza contra Alemania.


El gobierno británico mantiene la calma, pero el pueblo estalla de indignación. Hasta este momento, Gran Bretaña, acostumbrada a considerar que Francia es el “enemigo natural”, ha demostrado buena disposición hacia Alemania, pero esta actitud queda malograda por la alocada iniciativa de GUILLERMO II. Naturalmente, ahora son muchos los dispuestos a abandonar el aislamiento y reclaman una alianza contra Alemania.

GUILLERMO II de Alemania felicita a Paul Kruger por su victoria sobre los británicos en el Transvaal.


En la fecha, GUILLERMO II de Alemania, envía un telegrama al Presidente de la república boer del Transvaal, Paul Kruger, felicitándole por su victoria ante la incursión armada contra su territorio realizada desde la colonia británica de Rhodesia por unos 500 hombres comandados por L. S. Jameson: fue el primer intento de afirmar el prestigio de Alemania en África (donde en 1884-85 Bismarck había establecido sin entusiasmo algunos protectorados sobre el África Sudoccidental, Camerún, Togo y Tanganika, lugares de asentamiento de algunas pequeñas colonias alemanas de iniciativa privada). GUILLERMO II quiere con ello demostrar a los británicos los peligros del aislamiento y, además, lo molesta que puede resultar la enemistad alemana. Piensa que la consecuencia de su iniciativa será un clamor en pro de la alianza con Alemania. Pero el telegrama logra los efectos opuestos.

Bismarck, muere no sin haber ejercido una imponente tarea de oposición en la sombra.


BISMARCK, retirado en su latifundio prusiano, muere en 1898 no sin haber ejercido una imponente tarea de oposición en la sombra. El equilibrio europeo, tal y como él lo ha concebido, agoniza y en su lugar crecen ya los bloques que acabarán enfrentándose en la I Guerra Mundial.

Se abre una brecha en la muralla de Jerusalén, para permitir la entrada al emperador alemán, GUILLERMO ?II.


En la fecha, se abre una brecha en la muralla de Jerusalén, junto a la Puerta de Lafo para permitir al emperador alemán, GUILLERMO II, entrar en triunfo a la ciudad. Desde la fecha, esta “brecha” será la entrada principal a la ciudad vieja.

Alemania aprueba un programa de 17 años que convertirá la marina alemana en la segunda del mundo.


Alemania es la primera potencia europea. Sólo la marina británica obstaculiza el camino para que Alemania se convierta en la nación hegemónica del mundo. Con ese pensamiento, prosigue la construcción naval en Alemania donde, en la fecha, se aprueba una nueva ley que pone en marcha un programa de diecisiete años que convertirá la marina alemana en la segunda del mundo, superada sólo por la británica, pero la dotará de tal fuerza, que la propia Gran Bretaña -que está consternada- deberá dudar antes de enfrentarse a ella.

GUILLERMO II de Alemania al enviar tropas a China, las anima a comportarse como los “hunos”.


Un europeo que desbarra a propósito del acuerdo tomado en “el protocolo de los boxers” es, como cabe esperar, GUILLERMO Il de Alemania. Al enviar tropas a China, el 27 de julio de 1900, las anima a comportarse de tal manera, que los chinos se espanten con sólo ver a un alemán, del mismo modo que en otro tiempo los europeos se asustaban ante los hunos. Con ello sirve en bandeja un inapreciable argumento de propaganda a sus enemigos: pocos años después, los alemanes serán rutinariamente motejados de “hunos”.