HISTORIA DE LA IGLESIA CATÓLICA. Primeros cristianos hasta Constantino (6 aC - 313)

Total de piezas: 374

Un predicador a quien sus seguidores atribuyen la condición de Mesías es JESÚS de Nazaret.


Durante treinta y tres años, JESÚS ha vivido con María y José, sus padres (Lc 3;23). En el año 28, JESÚS se bautiza por JUAN Bautista, en el Jordán. Con este acto, inicia su «vida pública», a fin de dar cumplimiento según sus propias palabras, a la voluntad de su Padre. Esta «vida pública» durará unos tres años. Partiendo de Nazaret, la ciudad donde se ha desarrollado su juventud, recorrerá las ciudades y pueblos de Palestina, predicando su doctrina y haciendo milagros, para probar su divinidad. JESÚS escogerá a doce hombres a los que llamará apóstoles (enviados) y a quienes fiará perpetuar su misión. Todos ellos son toscos pescadores. Pero JESÚS los instruirá de un modo especial y los mandará alguna vez a predicar su doctrina. De este modo, Él los preparará para convertirlos en continuadores de su obra.

Entre los elegidos, se encuentra PEDRO. Éste será el primero en reconocer a Jesús como Mesías.


Entre los elegidos por JESÚS, se encuentra PEDRO. No se cuenta con más detalles sobre la vida de PEDRO que los que recoge el Nuevo Testamento, excepto por algunos documentos de Clemente Romano que tratan de los últimos años de su vida. PEDRO es un pescador judío de Galilea, oficio que ejerce con su hermano Andrés; está o ha estado casado, puesto que la curación de su suegra se recoge en los evangelios sinópticos. PEDRO es incorporado al grupo de los apóstoles a principios del ministerio de Jesús en Galilea. Será uno de los tres discípulos íntimos que son testigos de la transfiguración de Jesús (Marcos 9:1).

JESÚS constituye a uno de sus apóstoles, PEDRO, como cabeza visible de toda la Iglesia.


JESÚS distingue desde un principio al apóstol PEDRO entre todos los demás apóstoles constituyéndolo cómo primero entre ellos y como su cabeza visible, confiriéndole inmediata y personalmente el primado de jurisdicción (29-67). En efecto, cuando le encuentra por primera vez, le anuncia que cambiará su nombre de Simón por el de Cefas = roca: ‘Tú eres Simón, el hijo de Juan; tú serás llamado Cefas (Jn 1,42; cf. Mc 3,16). El nombre de Cefas indica claramente el oficio para el cual le ha destinado el Señor (cf. Mt 16, 18). En todas las menciones de los apóstoles, siempre se cita en primer lugar a PEDRO. En Mt se le llama expresamente ‘el primero’ (Mt 10,2). Como, según el tiempo de la elección, Andrés precedía a PEDRO, el hecho de aparecer PEDRO en primer lugar indica su oficio de primado. Otros pasajes de los Evangelios al respecto: (Mc 5, 37), (Mt 17, 1) (Mt 26, 37) (Lc 5, 3) (Mt 17, 27) (Lc 22, 32) (Lc 24, 34; 1 Cor 15, 5) (Hech 4;7-22) (5;18-42) (9;31). Será PEDRO el primero en reconocer a JESÚS como el Hijo de Dios y como el Mesías esperado (Mc 8;29).

Decapitación de JUAN Bautista, portavoz de los judíos descontentos con la conducta de Herodías.


JUAN Bautista es decapitado. Este era el portavoz de los judíos descontentos con la conducta de la princesa Herodías, que habiéndose casado con su tío Herodes FILIPO, luego lo abandona por su otro tío y cuñado Herodes ANTIPAS, tetrarca de Galilea y Perea (Mt 14;3-12) (Mc 6;17-29) (Lc 3;19-20)

Jesús atrae el odio de la clase dominante, especialmente de los sacerdotes y los fariseos.


JESÚS proclama ser el Mesías, a quien los hebreos esperan desde hace tantos siglos, y es más, proclama ser Hijo de Dios, venido a redimir a los hombres. Proclama, también, que es preciso perfeccionar y renovar la ley de Moisés (el gran caudillo y legislador hebreo), viviéndola con corazón puro y santidad de intención. Esto le atrae el odio de la clase dominante, especialmente de los sacerdotes y los fariseos (un poderoso partido político y religioso, que propugna una rigurosísima observancia de la ley mosaica y las tradiciones), de quienes Él no teme desenmascarar la hipocresía.

Esta pieza también aparece en ... JUDEA • NACIMIENTO, VIDA, MUERTE Y RESURRECCIÓN DE JESUCRISTO

El Sanedrín se reune en sesión extraordinaria para tratar sobre la supuesta resurrección de Lázaro.


CAIFÁS, el sumo sacerdote de los judíos, siendo saduceo, no cree en la resurrección de los muertos, como sí creen en ella los fariseos. Las noticias sobre una supuesta resurrección de Lázaro realizada por su amigo JESÚS, alarman a los sacerdotes al punto de que el Sanedrín (tribunal supremo de los judíos) se reúne en sesión extraordinaria, presidida por CAIFÁS, en su calidad de sumo sacerdote en ejercicio. Anás, también sumo sacerdote -ya que el título se preserva de por vida- aunque retirado, también asiste.

Esta pieza también aparece en ... JUDEA • NACIMIENTO, VIDA, MUERTE Y RESURRECCIÓN DE JESUCRISTO

JESÚS es detenido y juzgado. Le castigan cpn la crucifixión.


JESÚS entra en Jerusalén siendo aclamado ruidosamente por los nacionalistas. CAIFÁS, el sumo sacerdote y su partido se ponen nerviosos. Los enemigos se confabulan contra Él; apartan al pueblo de su enseñanza y se valen de uno de sus apóstoles, Judas Iscariote, que quiere traicionarlo por avaricia. El mismo día que JESUS -en la fecha- se reúne con sus apóstoles a celebrar la Pascua, es detenido, juzgado por herejía y entregado a Poncio PILATO, gobernador romano de Judea. Los romanos, quienes le consideran rebelde al Estado a causa de sus proclamas mesiánicas, le castigan con la crucifixión, que es la pena que suele imponerse a los reos de rebelión. La elocuencia de los prodigios, la fascinación de su personalidad, la sublimidad de sus enseñanzas le han ganado muchos seguidores, pero también muchos enemigos entre los judíos notables.

Muere JESÚS crucificado, por orden del procurador romano Poncio PILATO.


JESÚS, en la fecha, bajo el reinado del emperador TIBERIO, es crucificado por orden de Poncio PILATO. La crucifixión es el fin para JESÚS, como lo ha sido para otros mesías ajusticiados. En cuanto al año en que muere JESÚS hay diversas hipótesis. La fecha oficial de la Iglesia será el 30.

JESÚS ha sido crucificado y al cabo de tres días ha resucitado. Se aparece a sus discípulos. A Pedro le hace reafirmar su amor por Él.


En Jerusalén corren rumores de que JESÚS que ha muerto crucificado hace tres días, ha resucitado de entre los muertos. Resultarán ser verdad. Según relata Juan (Jn 21:15-17), JESÚS, resucitado, se aparece a los discípulos y a Pedro le hace reafirmar tres veces su amor por Él (Pedro le ha negado anteriormente también tres veces). De hecho, la muerte y resurrección de JESÚS se presentará como el acontecimiento decisivo de la historia. Dios ha creado a los hombres y a las mujeres para que le amen y le sirvan, pero mediante el pecado, se han distanciado de Él. Por eso, Dios envía a su hijo JESÚS para ofrecer el perdón de Dios por los pecados de la humanidad y para propiciar, con el sacrificio de su muerte, la reconciliación entre Dios y la humanidad. Para poder participar en esta oferta de reconciliación o redención los hombres deben aceptar a JESÚS como “Señor” (título que los judíos reservan habitualmente a Dios) y “Cristo” (quiere decir aquél que ha recibido la unción reservada al Mesías o Salvador esperado por el pueblo de la Biblia). Esta aceptación se realiza con el ritual del bautismo, un baño con el que los conversos simbolizan la purificación de sus antiguos pecados para vivir de acuerdo con el código ético predicado por JESÚS.

JESÚS resucitado sube a los cielos envuelto en una nube luminosa. La Ascensión.


Después de un período de cuarenta días, durante los cuales se han repetido sus apariciones, JESÚS -ante la mirada asombrada de sus discípulos- sube a los cielos envuelto en una nube luminosa (La Ascensión). El Crucificado, el Resucitado, deja como patrimonio a sus discípulos su doctrina: Además de proclamar que Él es el Hijo de Dios y el Mesías anunciado por los profetas, JESÚS ha enseñado a considerar a Dios como Padre bueno y providente y así, los hombres, al ser todos hijos del mismo Padre Celestial, son todos hermanos y poseen igual dignidad, estableciendo el amor como base de relación entre todos. También son absolutamente nuevas sus enseñanzas en el aspecto moral: JESÚS ha proclamado bienaventurados a los pobres, a los que sufren, a los que lloran y a los que son perseguidos por amor de la justicia. JESÚS ha establecido, por otra parte, un nuevo culto centrado en la Eucaristía, dándose por abolidos los diversos tipos de sacrificios propios del culto del Antiguo Testamento.

Esta pieza también aparece en ... JUDEA • NACIMIENTO, VIDA, MUERTE Y RESURRECCIÓN DE JESUCRISTO