Reino de Nápoles (Sicilia parte continental)(1285 - 1516)

Total de piezas: 40

CARLOS VIII de Francia conquista el reino de Nápoles donde reina FERNANDO II de Nápoles.


CARLOS VIII de Francia, en su invasión de Italia, superados ya los Estados Pontificios, conquista, en la fecha, sin demasiadas dificultades, el reino de Nápoles donde reina FERNANDO II de Nápoles. Entra en Nápoles, llevado por cuatro caballos blancos, sosteniendo en su mano el cetro y la corona imperial de Constantinopla. A continuación se proclama rey de Nápoles. El Papa ALEJANDRO VI se ve obligado a conferir a CARLOS VIII la investidura del reino de Nápoles. Y es que CARLOS VIII, en el caso de Nápoles, tiene ciertos derechos. En efecto, en el siglo XIII, un hermano de San Luis, Carlos de Anjou, conde de Provenza, había tomado el reino de Nápoles: Aventura, por lo demás, sin grandes consecuencias, pues los franceses habían sido expulsados, rápidamente, de Nápoles y de Sicilia por los aragoneses, tras la matanza de las Vísperas Sicilianas. Desde entonces, los reyes de Francia habían renunciado a la idea de una reconquista, pero sin abandonar sus derechos.

Batalla de Fornovo de la que se escapa Carlos VIII debido a la codicia de los soldados enemigos.


La tropas de la Liga que se ha constituido para hacer frente a CARLOS VIII superan a las francesas por lo que CARLOS VIII piensa que debe regresar a la frontera, lo más pronto posible. CARLOS VIII deja en Nápoles a 12.000 hombres y se interna en los Apeninos. Pero los confederados le esperan a la salida de las montañas: son 40.000 hombres al mando de Francisco Gonzaga. El rey de Francia no dispone más que de 10.000 hombres. El 6 de julio de 1495, tiene lugar la batalla en Fornovo. Los franceses atacan con un ímpetu desesperado; la lucha está incierta, pero, de pronto, los confederados ven una columna enemiga que transporta los bagajes: piensan que estará llena de riquezas, y la codicia del botín les exalta. Los franceses se aprovechan de la indisciplina para derrotar al adversario; el camino queda libre y el rey está a salvo, pero la empresa se derrumba.

FEDERICO I, segundo hijo de Fernando I de Nápoles, se convierte en rey de Nápoles (1496 – 1501).


FEDERICO I, segundo hijo de Fernando I de Nápoles y hermano del que también ha sido rey de Nápoles Alfonso II, se convierte en rey de Nápoles (1496 – 1501) al morir sin descendencia su sobrino Fernando II.

FERNANDO II con la ayuda de GONZALO FERNÁNDEZ de Córdoba, vence al francés CARLOS VIII.


FERNANDO II de Nápoles, con la ayuda de GONZALO FERNÁNDEZ de Córdoba, vence al francés CARLOS VIII. FERNANDO II, regresa como señor a la ciudad, aclamado por los mismos que, unos meses antes, han aplaudido a su enemigo.

El rey de Nápoles concede honores y posesiones a GONZALO FERNÁNDEZ de Córdoba.


El rey de Nápoles concede honores y posesiones a GONZALO FERNÁNDEZ de Córdoba.

Esta pieza también aparece en ... GONZALO FERNÁNDEZ DE CÓRDOBA (El Gran Capitán)

En Roma, desfile triunfal de las tropas de GONZALO FERNÁNDEZ de Córdoba.


En Roma, desfile triunfal de las tropas de GONZALO FERNÁNDEZ de Córdoba.

Esta pieza también aparece en ... GONZALO FERNÁNDEZ DE CÓRDOBA (El Gran Capitán)

Después de tres años de campaña, regresan de Nápoles las tropas españolas.


Después de tres años de campaña, en 1498 regresan a España las tropas españolas, dejando el reino de Nápoles en manos de FEDERICO II. En esta campaña GONZALO FERNÁNDEZ de Córdoba gana su sobrenombre de El Gran Capitán (sobrenombre dado públicamente por los propios franceses) y el título de Duque de Santángelo.

FERNANDO II de Aragón y LUIS XII de Francia firman en 1500 un tratado repartiéndose el reino de Nápoles.


FERNANDO II de Aragón y LUIS XII de Francia firman en 1500 un tratado reservado (el Tratado de Chambord-Granada) repartiéndose el reino de Nápoles, adjudicando al francés las provincias de Labor y los Abruzos, con los títulos de rey de Nápoles y de Jerusalén y el español el resto, con el título de duque de Pulla y de Calabria.

FEDERICO I de Nápoles es desposeído del trono. El reino se divide entre Francia y España


LUIS XII de Francia, más realista que su antecesor, Carlos VIII, llega a un acuerdo con FERNANDO el Católico. En efecto, el «Tratado de Granada» supone el final de las negociaciones entre FERNANDO el Católico y LUIS XII de Francia, en virtud de las cuales, FEDERICO I de Nápoles es desposeído del trono. La zona norte del reino quedará bajo la influencia francesa y todo el sur, bajo el poder español.

En el transcurso de la segunda guerra de Nápoles FEDERICO I es depuesto, relegado a Ischia y conducido a Francia como prisionero.


Agotado militar y económicamente el reino tras la Primera Guerra de Italia, FEDERICO I no puede hacer frente a ambos contendientes, y en 1501, en el transcurso de la segunda guerra de Nápoles es depuesto, relegado a Ischia y posteriormente conducido a Francia como prisionero. LUIS XII de Francia es titulado rey de Nápoles (1501 – 1504)